Entradas populares

viernes, 23 de diciembre de 2011

ENSAYO SOBRE LA IMPORTANCIA DE LA PSICOLOGIA SOCIAL


UNIVERSIDAD NACIONAL AUTÓNOMA DE MÉXICO
FACULTAD DE ESTUDIOS SUPERIORES IZTACALA


ENSAYO SOBRE LA IMPORTANCIA DE LA PSICOLOGÍA SOCIAL

GUSTAVO A. AGUIRRE  MORALES

PROFESORA: KARLA GUERRERO




 “Nuestras vidas están conectadas por miles de hilos invisibles
Herman Melville
INTRODUCCIÓN

El filósofo y novelista francés Jean Paul Sartre (1946) creía que los humanos somos “los primeros de todos los seres en una situación”. “No podemos distinguirnos de nuestras situaciones, pues ellas nos forman y deciden nuestras posibilidades”. La Psicología social es una ciencia que estudia la influencia de nuestras situaciones, con especial atención en la manera en que nos percibimos y afectamos unos a otros; dicho de otra manera, es el estudio científico de la forma en que las personas piensan, influyen y se relacionan con los demás, y lo hace planteando preguntas que nos intrigan a todos los seres humanos.
El comportamiento social varía no sólo con la situación objetiva, sino también con la forma como la construimos. Por ejemplo, quienes esperan que el hijo de un profesor sea inteligente, que una persona atractiva sea cálida o que un rival sea poco cooperativo, a menudo obtienen estos resultados, es decir, las creencias sociales también pueden autorrealizarse. Es probable que los demás nos prejuzguen de manera tal que afecten nuestras reacciones. Preguntas como ¿Ayudar, o ayudarse a uno mismo?, ¿Serías cruel si te lo ordenaran?, ¿Algunos contextos culturales fomentan más la conducta de auxilio?, etcétera; tienen algo en común se refieren a la forma en que las personas se perciben y afectan entre sí. Los psicólogos sociales estudian las actitudes y las creencias, la conformidad y la independencia, el amor y el odio, entre otros temas.
Debido a lo anterior, en el presente ensayo abordaré la importancia de la Psicología social, sus objetivos, sus diferencias entre ésta y la Sociología y la relación: sujeto- objeto- investigador, así como el concepto de realidad.
                     




DESARROLLO
En la vida animal, se plantea un problema fundamental que es donde los hechos observados muestran la influencia del grupo sobre el comportamiento de los individuos (por ejemplo, las relaciones jerárquicas de dominación y de sumisión). En el plano humano, la dimensión social en el contexto de la cultura contemporánea, desde Hegel, Comte, Spencer, Darwin y Marx, interviene como nunca en la historia, y en la psicología misma, al tener por objeto el comportamiento individual, esta ciencia se ha dado cuenta de que no puede hacer abstracción de las relaciones entre los hombres, ni de aquellas que los vinculan con sus medio. La preocupación por aprehender la vida psíquica en sus manifestaciones concretas engendró la “psicología social”, cuyo término aparece a finales del siglo XIX con Émile Durkheim y con el psicólogo inglés J.M Baldwin.
Por un lado, se puede pensar en un “hombre aislado” y por el otro en las “representaciones colectivas”, que emergen de las interacciones de los hombres en sociedad; el hombre está “modelado y dominado” por el medio social. Lo anterior, brinda dos aristas con las cuales es difícil definir el núcleo de la psicología social. Es necesario estudiar a profundidad estas dos aristas: individuo y grupo social, para que ejerzan una atracción en el campo de la psicología social.
Para Moscovici, una representación social es “una característica peculiar de conocimiento cuyo fin es la creación de estructuras entre el comportamiento y la comunicación de los individuos”. El cúmulo de conocimientos y la actividad cognitiva del sujeto permite hacer accesible la realidad física y social, permitiendo  la integración en un grupo o relación ordinaria, desprendiéndose así de lo imaginativo.
Las representaciones tienden a ser una manera de pensamiento natural, un conocimiento empírico, gestado al interior de la colectividad dando por resultado un beneficio funcional. Cuando se habla de psicología social, se refiere a una representación que subyace a la misma, que a su vez se fortalece de conocimientos de la sociología, la psicología, la antropología entre otras ciencias; sin embargo existen diferencias entre cada una de éstas;  la psicología social se representa a sí misma por su capacidad de realizar casi de forma inmediata innovaciones positivas para sus fines; la capacidad de mejora es un rasgo característico de los humanos, pues brinda la posibilidad de resolver problemas mediante la creatividad. Así mismo los sociólogos y los psicólogos sociales comparten un interés en el estudio de la forma en que las personas se comportan en los grupos, mientras que la mayoría de los sociólogos se enfoca en agrupaciones, desde las más pequeñas hasta las más grandes (sociedades y sus tendencias), la mayoría de los psicólogos sociales analiza a los individuos promedio, es decir, lo que piensa una persona, en un momento dado, acerca de los demás, la forma en que los otros influyen en él y cómo se relaciona con ellos. Estos estudios incluyen la manera como los grupos afectan a las personas de forma particular y cómo los individuos afectan al grupo.
Aunque los sociólogos y psicólogos sociales utilizan algunos métodos de investigación similares, éstos emplean mucho más los experimentos en los que manipulan un factor, como la presencia o ausencia de la influencia de los semejantes para observar su efecto; los factores que estudian los sociólogos suelen ser difíciles de manejar o no resultan éticamente manipulables (nivel socioeconómico).
En otra idea, las representaciones son inmanentes en el ser humano, en el quehacer diario de cada individuo. El ser humano se moldea, llegando a ser un todo ordenado en el “universo al que pertenecemos”.
Para Serge Moscovici la psicología social es “la ciencia del conflicto entre el individuo y la sociedad” (Moscovici, S. EL CAMPO DE LA PSICOLOGÍA SOCIAL. Pp.3), mientras que para G. W. Allport (1897-1967) es el “Intento de comprender y explicar cómo el pensamiento, el sentimiento y la conducta de las personas individuales resultan influidos por la presencia real, imaginada o implícita de otras personas”. (Morales, J. y Moya M.  Definición de Psicología social. Capítulo 1, pp.6).
Estos dos conceptos de lo que es la psicología social (Moscovici y Allport), se cimientan en la presencia del ser humano y en su pensamiento; en las relaciones, ya sea con su mundo interno, el imaginario y el mundo real. Su importancia, el sujeto y objeto no están separados, son factores unidos. Mientras que la psicología y la sociología separan al sujeto y al objeto, la psicología social no lo hace, se enfoca en la relación del sujeto con la información externa, cómo la aprende, organiza y transforma en un comportamiento definido. He aquí la importancia de la psicología social; ésta se guía por las teorías y observaciones precisas de las relaciones entre los individuos y los grupos en un medio social determinado. Con la ayuda de las investigaciones realizadas, los psicosociólogos tratan de explicar la naturaleza de dichas relaciones y de inventar prácticas para cambiarlas. Los objetos de estudio de la psicología social surgen de la relación que se establece entre tres entidades. Ego, alter, objeto.
 De acuerdo a estos tres conceptos, se puede interpretar lo siguiente: en qué medida la relación con el otro modifica la relación con el medio, se trate de fenómenos tales como la diferenciación, la relaciones entre grupos, la identidad, el poder, sólo por enumerar algunos. Se puede observar que estos constructos de investigación se originan a partir del mismo esquema generado. Es muy posible que el sujeto esté revestido con diferentes características referidas, por ejemplo, a su estatus, a su personalidad o a su pertenencia social. Además, el alter puede estar presente o ausente, definido como minoría o mayoría.  Lo que se refiere al medio puede estar constituido por una opinión, un objeto físico, una ideología o incluso una representación particular de la imagen de uno mismo. Con todo lo anterior, el psicólogo social, deberá tener la capacidad de comprender esta relación triple, con todo y las variantes que se presenten en cada situación,  con el firme propósito de explicar los fenómenos que se vayan descubriendo.
Es importante comprender  que la psicología social se refiere a las personas, no como individuos aislados, sino como actores sociales activos  caracterizados por su inclusión social que conduce a pensar en dos aspectos de la vida cotidiana que se extienden siempre, a un contexto social. Por un lado, la participación en una trama de relaciones con los otros actores, a través de la comunicación social y por otro lado, la posesión o pertenencia social al nivel de posicionamiento en la estructura social, al nivel de la inclusión en los grupos sociales y culturales que determinan la identidad.













CONCLUSIÓN
El ser humano no puede abstraerse de la influencia social,  lo que ocasiona los cambios de actitud. Los individuos tienen la capacidad de apropiarse y expresar opiniones que provienen del exterior, sin lugar a dudas esto acontece cuando los seres humanos se reúnen, se comunican formando grupos. Indudablemente, existe la influencia que el grupo ejerce en el comportamiento y el juicio de los individuos, pero también es necesario recordar que los individuos en grupo no actúan de la misma manera que aisladamente.
Se estudia al ser humano desde las distintas perspectivas de las disciplinas académicas. Éstas van desde las ciencias básicas, como la Física y la Química, hasta disciplinas integradoras, como la filosofía y la teología; hoy y siempre, la pregunta fundamental ha sido: ¿Qué es el hombre?, ¿Qué lo motiva a relacionarse?, etcétera.  Se trata de un “hombre”, producto de la naturaleza, objeto de estudio de diferentes disciplinas, y del hombre como sujeto social. De esta manera concluyo que los principios de la psicología social pueden aplicarse a la vida cotidiana, pues cada individuo construye su realidad social, las intuiciones sociales son poderosas y las actitudes moldean el comportamiento, de aquí se deriva el pensamiento social: así mismo las influencias sociales y la disposición moldean el comportamiento, pues existen influencias sociales. El comportamiento social también es biológico, los sentimientos y los actos hacia las personas en ocasiones son positivos y en otras son negativos, de aquí se derivan las relaciones sociales.



Gracias Profesora
Existe un solo conocimiento. Su división en materias es una concesión a la debilidad humana”
Sir Halford John, Mackinder, 1887





BIBLIOGRAFÍA

Moscovici, S. (2008). EL CAMPO DE LA PSICOLOGÍA SOCIAL, I. Influencia y cambios de actitudes individuales y grupos. (pp. 17-27).  México. Edit. Paidos.
Morales, J y Moya, M. Definición de Psicología social. (Cap. 1)
Ballesteros, L. (2010). Psicología social. México: UAM-X



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada